martes, 9 de diciembre de 2008

morir o matar - nacho vegas



Te sentaste justo al borde del sofá
como si algo allí te fuera a morder.
Dijiste: "Hay cosas que tenemos que aprender,
yo a mentir y tú a decirme la verdad,
yo a ser fuerte y tú a mostrar debilidad,
tú a morir y yo a matar."

Y después se hizo el silencio y el silencio fue a parar
a una especie de pesada y repartida soledad,
y la soledad dio paso a un terror que hacia el final
nos mostró un mundo del que ninguno quisimos hablar.

Y así eran nuestras noches y así era nuestro amor,
comenzaba en el silencio, continuaba en el terror,
y otra vez de allí al silencio. Dime, ¿para qué hablar
de lo que pudo haber sido y de lo que jamás será,
tratando de adivinar qué fue eso que hicimos tan mal?,
si, en fin, se trata de morir o de matar.

Así que, si aún andas por aquí,
y alguien vuelve a romperte, amor,
con dinero, encanto y alguna canción,
por favor, prepárate para huir.
Vete lejos y limítate a observar
esta escena tan vulgar.

Conoció a unas cien mujeres y a cincuenta enamoró,
conoció a otros tantos hombres y con tantos se acostó,
y fundió todo el dinero y la gente se cansó
de escuchar noche tras noche la misma triste canción.

Y ahora ve que el universo es un lugar vacío y cruel,
cuando no hay nada mayor que su necesidad en él.
Y encendiendo un cigarillo se comienza a torturar
y habrá cerca alguien gritándole "hágase tu voluntad"
y el "la culpa sólo en parte es mía y en parte lo es de los demás".
De lo que se trata es de morir o de matar, de morir o matar.

Fue aquella gitana que nos leyó el porvenir,
dijo "uno es el asesino y el otro el que va a morir".
Y salimos de allí y me mirarte asustada y el miedo sonó en tu voz:
"antes de que tú me mates, prefiero matarme yo".

Y emprendiste así tu huida y yo corrí a mi habitación
y mezclé en una cuchara el polvo blanco y el marrón.
Y con la sangre aún resbalando te llamé desde ese hotel:
"Por favor, entiende que algo no funciona en mí muy bien".
Y al otro lado te oí llorar y yo seguí y no colgué,
y me suplicaste: "Déjame de una vez, déjame de una vez".

Y tus párpados cayendo se me antojan guillotinas,
y te observaré durmiendo y me pondré a susurrar:
"nuestras almas no conocen el reposo vida mía,
pero si hay algo que es cierto es que
te quiero un mundo entero con su belleza y su fealdad.
¿Por qué no puedes aceptar que esto no se trata más
que, amor mío, de morir o de matar, de morir o matar?"

Moriré, moriré, moriré ...
moriré, moriré y es lo único que sé.
Moriré, moriré ...
moriré y cuando lo haga al fin ya nada va a impedirme descansar
y así obtendré la santa paz que en vida no gocé jamás,
pues hasta morir la única opción siempre es matar, siempre matar.



lo siento...no puedo dejar de escuchar esta canción. aún hay frases que me hacen llorar. una mucho y en especial.

5 comentarios:

silversroadnottaken dijo...

gatooooooooooooooo arriba ese animo leñes.. bonita seleccion tonight.. yo descubriendo russian red. te dedico esta.. me encanta..
http://www.youtube.com/watch?v=BNsuv_91W6E
just like a wall..
a veces los humanos somos paredes absurdas.. muy absurdas..
On my way, way to the stars, I found?
You were there, laying down, next to a hole
Oh, hold me
You said, you had faith in God above
But it seemed that you didnt believe
In reality, in people on earth
In people to whom youve given birth

And I forgot to call you
This is just what I do
You stand there just like a wall that
I cant even try to talk to you.

I wrote down all of your thoughts,
Well, the ones you let me see
When youre not watching TV.
You said youd go for a walk
But that was three weeks ago and now
You spend your time counting the pages
Of a second hand bible pocket edition that you have.

And I forgot to call you
This is just what I do
You stand there just like a wall that
I cant even try to talk to you.

And I forgot to call
This is just how I work
I stand there still like a photo on your hands
That you cant try to explain yourself.

Alex dijo...

Preciosa canción, Laura. Mucho triste y muy hermosa. No voy a tratar de adivinar la frase (será más de una seguro) que te trae recuerdo amargos, sólo decirte que aún hay mucho por recorrer. La carrera acaba de empezar.

Te eché de menos el largo finde pasado, algún viaje, supongo. El mío ha sido muy mejorable (por no decir horrible), espero que el tuyo haya ido mejor.

Eh, ánimo...

Alex dijo...

¿mucho triste? Dios mío, parezco Geronimo escribiendo. Quería decir muy triste... Y mejor no reproduzco la palabra de verificación que me acaba de salir. El tipo de blogger es un sádico.

laura dijo...

vaya, siento haber causado preocupación...no estoy más ni menos triste que otras veces. estoy empezando a pensar que soy de naturaleza melancólica. es inexplicable la sensación de conducir durante tres horas de carreteras secundarias y lluvias torrenciales, bancos de niebla y conductores suicidas, con una banda sonora como el manifiesto desastre de fondo. disfrutar es poco. y se llora mucho, pero el llanto es sin duda catártico.

again, viva nacho...

gracias silvers por la canción, yo ya he llegado a un punto en el que russian red me colma un poco, pero me descubro ante su dominio del inglés. me pregunto quien le dio clase a la nena. tendremos alguna vez alumnos que escriban así?

alex, tres días fuera y vuelvo y me encuentro con muchísimo que leer, y todo muy recuperable y comentable. mi ordenador no me lo ha permitido, pero una cosa no me puedo quedar sin decirte: escribe, escribe, escribe.

las madres son sabias.

Alex dijo...

Mi naturaleza también es melacólica. Terriblemente melancólica en ocasiones. "Tienes alma rusa", que me dijo alguien muy querido hace bien poco. Sólo procura que la melancolía no avance demasiado. Me alegra mucho saber que estás bien después de ese tortuoso camino por carreteras secundarias.